Una decisión judicial ha traído la felicidad a un hombre que viajará a su país para conocer a su hijo

12/04/2016

Para la solicitud de residencia de larga duración se revisan los cinco años anteriores, las ausencias del territorio español no pueden superar diez meses en los cinco años inmediatamente anteriores.
Conviene decir que este asunto no queda debidamente publicitado en las resoluciones administrativas que se emiten por las Oficinas de Extranjería de la Delegación del Gobierno. Las personas contemplan las ausencias año por año y muchos no aprendieron las consecuencias de las ausencias hasta el día que les denegaron la residencia de larga duración. Situación que se ha convertido en un verdadero drama humano para los que ha dejado atrapados en territorio español. Tal vez, ahora después de un buen número de afectados, se ha aprendido la lección, pero aun así no estaría de más una línea en las resoluciones administrativas para evitar disgustos.
Cuando un extranjero solicita la residencia de larga duración y ha estado fuera de España más del tiempo que establecen los preceptos legales y reúne los requisitos para la obtención de una residencia de carácter temporal se le concede dicha autorización, que es tenida por la Administración como “ extraordinaria “. Por lo que según ese criterio administrativo se le concede sólo por una vez.

No compartimos este planteamiento. Sostenemos que un extranjero que no puede acceder a la larga duración puede renovar la autorización temporal, primera renovación, tantas veces cuanto sea necesario. Carecer de los requisitos para la larga duración por ausencias no implica un salto al vacío, hay remedio para dicha situación. De no poder concedérsele al administrado/extranjero la residencia de larga duración por ausencias del territorio español y cumplir los requisitos de la renovación de una autorización de trabajo y residencia debe concedérsele el denominado CAR a tenor de lo dispuesto en el art. 72.1 del RD 557/2011, y ello cuantas veces sea necesario. Esta es la cuestión más importante tener muy claro que se puede repetir en dicha situación.

Desde ahora queremos llamar la atención sobre dos cuestiones, la primera el supuesto carácter extraordinario de la autorización de la que es titular. Dicho carácter extraordinario no está determinado por ningún precepto legal. Ningún artículo de la Ley o el Reglamento de Extranjería determinan tal carácter, ni mucho menos el que sólo se pueda utilizar una vez y que por tanto que se puede tener por agotada dicha vía en ningún momento.

El Reglamento dispone los efectos de la renovación de la autorización de residencia temporal y trabajo por cuenta ajena cuando dice que la renovación de la autorización de residencia y trabajo por cuenta ajena se hará por un periodo de dos años, salvo que corresponda una autorización de residencia de larga duración, y permitirá el ejercicio de cualquier actividad en cualquier parte del territorio nacional. Los efectos de la autorización renovada se retrotraerán al día inmediatamente siguiente al de la caducidad de la autorización anterior.
Es evidente que no hay ninguna excepcionalidad en el carácter de la renovación que como manifiesta el texto legal se hará por dos años, salvo que corresponda una residencia de larga duración.
Dicho en términos coloquiales, sino puede progresar adecuadamente al estatuto de residentes de larga duración tendrá que conformarse con repetir en la situación de residencia temporal, pero sus derechos laborales permanecerán inalterables siempre que cumpla las condiciones para una segunda renovación de la autorización de residencia y trabajo. Habrá que ver por tanto la cotización, los antecedentes penales si los hubiera, el contrato de trabajo que se posea en la actualidad cuestiones que afectan a la renovación que como decimos en ningún caso podrá inadmitirse o denegarse por haber sido utilizada ya una vez.
El resultado de un trabajo pocas veces se mide en felicidad ajena y esta es una de ellas. Gracias a una sentencia judicial que se ha pronunciado sobre este tema un niño y su padre se conocerán por vez primera después de tres años y a ellos les dedicamos estas líneas. Una decisión judicial puramente técnica ha traído la felicidad a un hombre que viajará a su país para conocer a su hijo. Buen viaje.
Feliz abril.
Compartir esta noticia:    



Baleares Sin fronteras (+34) 971 720 860 (+34) 655 207 019