El procedimiento para regresar a España después de los 3 años

28/04/2016

Muchos inmigrantes, cuando estaban en España trabajaban y no contemplaban volver a su país pero en un momento determinado, perdieron el trabajo, se quedaron en paro y sin perspectivas de empleo. En esta situación, se les ofreció la posibilidad de regresar a su país de origen y cobrar allí la prestación. Es lo que se conoce como “retorno voluntario”.

Lo que sucede es que cuando se acaba el dinero cobrado de la prestación es frecuente que se desee volver a España.

En muchos casos se trata de personas que han pasado más de 10 años en España y aunque no lo parezca al principio, ya se ha creado un cierto vínculo con el país, la forma de vida aquí y las costumbres.

Aquellas personas que se encuentran en esta situación pueden, por supuesto, regresar al territorio español pero siempre, pasados los tres años. Es necesario tener en cuenta que van a exigir los requisitos en función de la autorización que solicite.

Si se solicita la autorización de residencia y trabajo por cuenta ajena, se debe entonces cumplir con los requisitos de esa autorización en concreto y si solicita la autorización de residencia y trabajo por cuenta propia porque quieres emprender en España, lo mismo. Debe cumplir los requisitos de esa autorización.

Esto quiere decir que tiene que ver si cumple los requisitos de la autorización que solicita.

Ventajas de regresar después del retorno voluntario:

 Tramitación preferente de la solicitud.

 No se tiene en cuenta la situación nacional de empleo para la denegación de la solicitud. Esto es una gran ventaja que tiene es que no se le aplicará el listado de puestos de difícil cobertura al examinar su solicitud, es decir, se le autorizará desde origen a trabajar aunque en España ya haya muchas personas en paro que quieren trabajar.

 El tiempo de residencia previo que tenía, se le respeta así que si se fue cuando llevaba 5 años en España residiendo legalmente, podrá pedir la residencia de larga duración directamente. Para esto debe cumplir con los requisitos de la autorización de residencia de larga duración.



Hay que distinguir entre dos supuestos:

-Si en su momento era titular de una tarjeta de residencia temporal

No importa si hay paro en España o no. Para quién se acogió al plan de retorno voluntario se le aplican condiciones favorables y no se considera la situación nacional de empleo porque es como si hubiese reservado su posibilidad de volver a trabajar.

-Si eras titular de una residencia de larga duración (la de cinco años o renovada)

Si tenía una tarjeta de larga duración, es incluso más fácil su regreso a España porque no necesita un contrato de trabajo.

En este sentido simplemente se debe pedir el visado correspondiente en el Consulado Español de su país, siempre cumpliendo el requisito de haber cumplido los tres años, y como se ha indicado sin tener que demostrar la vigencia de un contrato de trabajo, obteniendo de nuevo la residencia de larga duración que se tenía.

Algo importante a destacar, es que si por cualquier motivo y en el caso de que se tuviera la residencia de larga duración antes del retorno, nos encontráramos en España en el momento de cumplir los 3 años de no retorno, dicho trámite de recuperación se podría iniciar en las oficinas de extranjería de la provincia correspondiente.



Aina Martorell Sabater.

Abogada, Colegiada nº 5497 ICAIB.

Teléfono: 699-51-90-64 / 971-66-60-54

Despacho: PalmAbogados.

Calle Josep Tous i Ferrer, nº 3, 2º-1ª

Compartir esta noticia:    



Baleares Sin fronteras (+34) 971 720 860 (+34) 655 207 019