Reabrirán el caso por la muerte de Alpha Pam, inmigrante senegalés muerto de tuberculosis

27/03/2015

La Audiencia Provincial de Palma determinó que se abran nuevamente las investigaciones sobre el caso del inmigrante senegalés, Alpha Pam, fallecido el 21 de abril de 2013 en el Hospital de Inca. El deceso del africano, cuya noticia tuvo una amplia repercusión nacional fue por una tuberculosis que no se diagnosticó a tiempo.  
Las investigaciones apuntan a investigar si dos profesionales sanitarios de urgencias cometieron un delito de homicidio por presunta  imprudencia sanitaria, debido a la ineficiente asistencia ofrecida al paciente.
Cabe recordar que el juzgado de instrucción 2 de Inca archivó provisionalmente las pesquisas. No obstante, el tribunal ha procedido a revocarlo anteponiendo como atenuante una presunta omisión de socorro dejando en entre dicho el deber profesional los sanitarios.
El caso de  Alpha Pam se remonta dos años atrás cuando fue de urgencias al hospital de Inca luego de haber estado en el centro médico de Can Picafort. Los informes médicos recomendaban una radiografía de tórax, que al final no se le hizo con el fin de descartar o confirmar las sospechas de una tuberculosis.
Denunciantes y los abogados del fallecido argumentaron en el recurso que de haberse practicado la radiografía muy seguramente se hubiera evitado la muerte del africano.  En la otra parte,  la defensa de los funcionarios del hospital y la Abogacía de la Comunidad Autónoma, la Fiscalía y la empresa aseguradora endilgaron la responsabilidad propia al propio Alpha Pam.
El tribunal reconoce que aunque el enfermo acudio muy tarde – 40 días después de la tuberculosis- al centro médico también expone que estaba a tiempo de habérsele diagnosticado la enfermedad y por ende haber evitado el fatal desenlace.
Añade que se pudo haber tratado de un caso de tuberculosis primaria, y por consiguiente se hubiese podido prevenir la situación extremando las medidas del caso.
En una parte los magistrados  agregan que " luego de ser dado de alta injustamente, el enfermo no demandó asistencia médica, falleciendo  en su domicilio cuando estaba solo", para añadir que su compañero de vivienda había viajado a la península–, pero "ello es comprensible si se tiene en cuenta que en el hospital de Inca le indicaron que tenía que seguir control por su médico de atención primaria".
El tribunal considera grave que al enfermo se le hubiese exigido firmar en el hospital de Inca un compromiso de pago de la atención recibida", lo cual "era contrario a la legalidad" y "seguramente sirvió para ahuyentar y alejar al enfermo en demanda de asistencia sanitaria".
 De esta manera, la Audiencia Provincial considera que  debe ser admitido el recurso de los denunciantes por cuanto la asistencia ofrecida a Pam la califica de “grave”. El juzgado instructor iniciará la fase previa a juicio y requerirá  a las acusaciones plazo para formular sus respectivos escritos en el que se determinarán responsabilidades.

Compartir esta noticia:    



Baleares Sin fronteras (+34) 971 720 860 (+34) 655 207 019