22.4 C
Palma de Mallorca
domingo, abril 14, 2024
Más

    Fresas contaminadas con hepatitis A

    Por OCU

    El Sistema de alerta rápida para alimentos y piensos (RASFF) es clave para garantizar el seguimiento transfronterizo de información para reaccionar con rapidez cuando se detectan riesgos para la salud pública en la cadena alimenticia.

    Cuatro tipos de notificaciones

    Son 4 los tipos de notificaciones del RASFF:

    • Las alertas son las más importantes y requieren una acción inmediata de las autoridades.
    • Las notificaciones de información son las segundas en importancia (es el caso de las fresas contaminadas con hepatitis A). Son las adecuadas cuando se ha identificado un riesgo, pero el producto no ha llegado al mercado o el riesgo no requiere una acción rápida.
    • Los rechazos en frontera.
    • Cualquier otra información relacionada con la seguridad alimentaria que se cree interesante y se publica como noticia.

    Fresas originarias de Marruecos contaminadas

    El RASFF dispone de una base de datos pública y de libre acceso en la que se pueden consultar todas las notificaciones registradas por los distintos países. 

    En total, en esa base da datos hay actualmente 3 notificaciones por hepatitis: Una de moluscos bivalvos procedentes de España, una de unas bayas de Polonia y la recién conocida de las fresas de Marruecos. En este caso, se trata de un alimento contaminado, probablemente por las aguas con que se ha regado.

    A tenor de los datos, no es algo habitual: desde el 1 de enero de 2023, esta es la única incidencia registrada relacionada con la presencia de virus en productos procedentes de Marruecos.

    ¿Qué es la hepatitis A?

    La hepatitis A es una infección de transmisión fundamentalmente fecal-oral. Otras vías de transmisión menos habituales son por vía parenteral, mediante el uso de jeringuillas compartidas; por contacto sexual y posiblemente por transmisión vertical (de madres a hijos). 

    Se detecta sobre todo en regiones con condiciones sanitarias deficientes. Para prevenir la hepatitis es fundamental el correcto saneamiento del agua, del lavado de alimentos vegetales frescos y de manos y, en determinados grupos, a través de la vacunación. 

    Los síntomas de la hepatitis son: fiebre, dolor de cabeza, malestar gastrointestinal y diarrea, falta de apetito, cansancio, orina oscura, heces blanquecinas e ictericia. Aunque puede llegar a pasar desapercibida, sobre todo en niños pequeños.

    La enfermedad no tiene tratamiento específico y, en casi todos los casos, se cura por completo y sin secuelas. 

    ¿Qué debes hacer?

    Con la información disponible nada indica que se trate de un motivo de alarma: no es una alerta, suno una notificación, y el alimento no ha llegado al mercado o no requiere una acción urgente.

    No debes dejar de consumir fresas por esta información. Desde OCU, seguimos recomendando el consumo de frutas y verduras frescas como parte fundamental de la dieta. Como las frutas se suelen consumir crudas, es importante seguir unas prácticas adecuadas para prevenir riesgos:

    • Lava las frutas y verduras cuando te las vayas a comer (no antes) y elimina todas las zonas dañadas.
    • Si vas a comer fruta con piel o verdura cruda, sumérgela durante 5 minutos en agua potable con una cucharita de postre de lejía (4,5 ml) por cada 3 litros de agua. Aclara luego con abundante agua corriente. Ten en cuenta que la lejía debe estar etiquetada como apta para la desinfección de agua de bebida.
    • Frota la piel para eliminar una mayor cantidad de residuos y otros posibles contaminantes, siempre y cuando la superficie de la fruta o vegetal lo permita, como por ejemplo en el caso de manzanas, peras o calabacines.

    NOTICIAS RELACIONADAS

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    7,465FansMe gusta
    1,254SeguidoresSeguir
    373SeguidoresSeguir
    526SuscriptoresSuscribirte

    Últimas Noticias