19 C
Palma de Mallorca
jueves, octubre 6, 2022
Más

    El deficiente funcionamiento de la Oficina de Extranjeros en Ibiza

    En Ibiza el órgano responsable de la gestión de la extranjería es la Dirección Insular de la Administración General del Estado de Ibiza y Formentera (DIAGE). Esta administración depende directamente de la Delegación del Gobierno en las Islas Baleares y sus funciones son varias, pero entre ellas está la de gestionar la extranjería.

    Hace ya muchos años, más de diez, cuando llegué a la isla de Ibiza a trabajar como abogado de extranjería, me encontré con una situación totalmente precaria y carente de recursos. No existía Oficina de Extranjería, y quien resolvía y gestionaba expedientes era la Secretaría de la Dirección Insular, aunque realmente era la Oficina de Palma la que hacía todo el trabajo, Ibiza no dejaba de ser una mera entrada de registro donde presentar solicitudes.

    Tras muchas protestas, quejas y gracias a un gran movimiento social y mediático, se llegó a inaugurar en el año 2009 la Delegación de la Oficina de Extranjería de Ibiza, con personal, medios y con una jefa específica, Mar Sánchez.

    Desde aquel septiembre de 2009 han pasado muchas cosas, cambios de gobierno, modificaciones a la Ley del Procedimiento Administrativo, los años complejos de crisis, y una infinidad de factores que nos han llevado a la situación actual.

    No hace mucho, en 2016, la jefa de la Oficina de Extranjería de Ibiza dejó su puesto para incorporarse como responsable de la Dirección General de Tráfico. Hasta que estuvo ella las cosas funcionaron de un modo estructurado y con un método, y había alguien con capacidad de resolver y de responsabilizarse de las actuaciones de la Administración.

    Estaré más o menos de acuerdo con la forma de resolver y de actuar, pero al menos había una seguridad jurídica. Pero la decadencia de la Oficina ya se veía venir, ya que, dada la compleja situación de la isla de Ibiza en cuanto a vivienda, costes, y falta de incentivos, así como la carga de trabajo, ocasionó que muchos de los funcionarios se marchasen. Estos fueron sustituidos progresivamente por unas funcionarias sin conocimientos de extranjería, pero con mucha voluntad de trabajo.

    En la actualidad desconozco si oficialmente sigue existiendo Oficina de Extranjería en Ibiza, desde mi punto de vista, desde que Mar Sánchez se marchó, en mi opinión, esta oficina no existe.

    Hoy día, la realidad, es que todos los expedientes que se presentan en Ibiza son gestionados y resueltos en Palma de Mallorca, independientemente que los firme el Director o Directora Insular de Ibiza. Todo se hace allí, lo que era la Oficina de Extranjería de Ibiza, se ha vuelto a convertir en una mera Oficina de Registro, sin ninguna otra capacidad real, otra cosa es lo que nos quieran hacer ver.

    Actualidad

    Hoy día la situación de la Oficina de Extranjería de Ibiza y de la DIAGE se puede analizar solo con ver el tiempo que hemos estado sin Director Insular en Ibiza, casi un año. Un año en el que no ha habido ningún responsable, no ya de la Oficina de Extranjería, sino de toda la Dirección Insular. Ahora en enero de 2018 se ha incorporado la nueva Directora Insular, Neus Mateu. Esta despreocupación es fiel reflejo de lo que ocurre en Ibiza.

    Hay que decir que han sido que los nuevos funcionarios, que gestionan lo que queda de la Oficina de Extranjería, los que permiten que de algún modo esta oficina siga viva, aunque sea para registro de solicitudes e información. Es el equipo humano el que está sacando las castañas del fuego, con mucho esfuerzo, al versen solos, y con mucha voluntad. Los humanos solucionan, no las máquinas.
    Son dos factores principalmente los que están haciendo que todo esté empeorando en Ibiza. En primer lugar, las nuevas tecnologías y herramientas de trabajo telemáticas, y en segundo lugar la falta de capacidad de resolver de la Oficina de Extranjería de Ibiza, al derivar todos los expedientes a Palma, perdiendo inmediatez con el órgano resolutor.

    La segunda cuestión, la falta de inmediatez, solo se soluciona de una manera, poniendo personal y responsables, lo que supone más dinero. El primer problema, es la cuestión telemática. Profundizaré en ella en un próximo articulo a nivel general, pero en el caso de Ibiza se puede concretar en el problema para conseguir cita para iniciar un trámite. Son sobre todo los particulares los que tienen mayor inconveniente, ya que la única manera de acceder a la oficina es tener cita previa concedida por el sistema informático.

    La Web donde se solicitan las citas muchas veces no funciona, depende la suerte que uno tenga al abrir la página y que esté activa, es una lotería. La pérdida de tiempo hasta que se consigue la cita puede ser de horas o de días. En el caso de los particulares, además, hay que añadir otro inconveniente, sobre todo en las personas mayores o sin recursos, y es el total desconocimiento al entorno telemático y el acceso a éste.

    A los profesionales, nos supone una capacidad y conocimientos que nos permiten acceder al sistema, eso sí, armémonos de paciencia. Para los profesionales también es obligatorio relacionarnos con la Administración por medios telemáticos, y acceder al registro virtual. muchas veces, el sistema no funciona, y estamos obligados a justificar el error de la página para poder acceder al Registro Físico presencial. supone perdida enorme de tiempo y de papel, supuestamente lo que quería arreglar la Ley de Procedimiento del 2015.

    Este es el otro organismo que se dedica a materia de extranjería en Ias pitiusas. Su función principal es la materia de expulsiones (GOE), las renovaciones de las residencias de larga duración y asignación de NIES en el área de documentación, así como las cartas de invitación, autorizaciones de regreso y solicitudes de asilo (UCRIF).

    Ya he tenido varios casos que por una mala información de algún funcionario de la policía se han perdido residencias. Es importantísimo que, si alguien ofrece información desde una administración de extranjería, sepa de lo que habla y compruebe que lo que dice es cierto. Las consecuencias de una mala información pueden suponer la perdida de residencia de un menor reagrupado y vinculado a un padre con residencia de larga duración, ya que no son el mismo procedimiento, aunque el policía le diga que si lo es. El hijo menor es una residencia temporal y la del padre es una larga duración, una se pierde si no se renueva en plazo y la otra no.

    Es necesario que, si se pretende dar información, asesorar y tramitar cuestiones de extranjería, aquel que las ofrezca, tenga los conocimientos necesarios, y quizá una formación adecuada y más amplia que la mera gestión de expedición de documentos y residencias de larga duración.
    Por lo demás la policía hace su labor de un modo correcto y permite un acceso flexible a sus oficinas para los trámites de extranjería.

    Esperemos, como siempre, que las cosas mejoren, que se dediquen más medios y personal a Ibiza, su comunidad inmigrante es muy alta y es necesario hacer mejoras urgentes.

    NOTICIAS RELACIONADAS

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    7,465FansMe gusta
    1,254SeguidoresSeguir
    361SeguidoresSeguir
    526SuscriptoresSuscribirte

    Últimas Noticias